ALIANZA GLOBAL DE RECICLADORES
ALIANZA GLOBAL DE
RECICLADORES
La Alianza Global de Recicladores es un proceso de articulación entre organizaciones de recicladores apoyado por WIEGO en más de 28 paises especialmente en Latinoamérica, Asia y África.
Apoyado por Logo WIEGO

por

Región

abril 15, 2013


Traducido a:
The article about Nohra Padilla produced by the Goldman Environmental Prize.

Foto: Premio Ambiental Goldman.

Texto del Premio Ambiental Goldman 

Nohra Padilla
Colombia
2013 Galardonada para Suramérica y Centroamérica

Impertérrita ante adversarios políticos poderosos y una cultura de violencia omnipresente, Nohra Padilla movilizó a los recicladores marginalizados en Colombia a organizarse y logró convertir el reciclaje en una parte legítima e integral del tratamiento de los residuos sólidos.

Antecedentes

Con el desarrollo urbano sobrepasando la capacidad de los rellenos municipales, el tratamiento de los residuos sólidos se ha convertido en un problema grave en Bogotá y todo Suramérica. Los desechos orgánicos, enterrados en los rellenos, emiten gases poderosos del efecto invernadero, mientras siguen enterrando material reciclable en los rellenos y esa manera aumentando la necesidad de extraer más materias primas.

Una gran parte del reciclaje en Bogotá está siendo llevado a cabo por un grupo, antes marginalizado, reconocido como ‘recicladores.’ Enfrentando discriminación y corriendo riesgos de seguridad y salud, ellos trabajan bajo malas condiciones por muy poco dinero.  Al mismo tiempo, los recicladores brindan un servicio de suma importancia a la ciudad, mientras tratan de ganarse la vida y apoyar a sus familias.

Motivación

Junto a su familia, Nohra Padilla ha trabajado como recicladora de los 7 años. Su familia huyó de la violencia en el campo colombiano, y se mudó a Bogotá.   En los desechos botados por la calle, ellos encontraron una manera de ganarse la vida y apoyar a sus 12 hijos.

Cuando Padilla tenía 16 años, la municipalidad cerró un vertedero local que se había convertido en una fuente clave de vidrio, papel y muchos otros materiales para los recicladores informales en su comunidad. Sin acceso a materiales, los recicladores tuvieron que salir a la calle en busca de material reciclable. Aunque los vertederos presentaban riesgos de seguridad y de salud, eran lugares relativamente seguros donde los recicladores podían realizar su trabajo de recolectar material reciclable  en paz, lejos de la discriminación y violencia de las calles.

Con su experiencia recolectando materiales en la calle desde niña, Padilla naturalmente ascendió a una posición de liderazgo con los recicladores.   Se habían organizado en cooperativas, las cuales les proveyeron una cierta medida de seguridad y protección de la violencia en las calles. Con tiempo, Nohra empezó a darse cuenta de la gran necesidad de luchar por los derechos básicos de los recicladores para poder continuar su trabajo con dignidad y ser reconocidos por el servicio que ellos brindaban a la ciudad.

Impacto

Bajo la dirección de Padilla, las cooperativas gradualmente se convirtieron en la Asociación de Recicladores de Bogotá (ARB), una organización que hoy día representa a los 3.000 recicladores informales de la ciudad y la Asociación Nacional de Recicladores de Colombia (ANR) con su 12.000 recicladores. Padilla y los recicladores están transformando la infraestructura del reciclaje en Colombia.

A los finales de 2011 Padilla y ARB  consiguieron un logro monumental cuando Padilla ganó una resolución judicial que presentará una oportunidad para los recicladores informales licitar para contratos municipales al lado de las empresas privadas.  Fue una afirmación muy necesitada, de su derecho fundamental a trabajar y un reconocimiento del gobierno en cuanto a la necesidad y los beneficios del reciclaje.

Actualmente, los recicladores están reconocidos como miembros integrales en la planificación del manejo de los residuos sólidos en Bogotá. Asisten al trabajo usando uniformes y cédulas de identidad que reconocen su profesión. La ARB opera dos centros de reciclaje, y tiene planes de ampliar sus operaciones a lo que será el centro de reciclaje más grande en Latinoamérica operado por recicladores informales.

Los logros de Padilla, se han realizado a pesar de una cultura de violencia en Colombia, y de la influencia de poderes con intereses económicos, que no quieren que los recicladores disminuyan su control de los contratos en el manejo de los residuos sólidos. Mientras sus éxitos han crecido, las acusaciones difamatorias y amenazas físicas en contra de su seguridad también han aumentado. Las amenazas Padilla se han intensificado tanto que ella tuvo que solicitar protección del Estado, la cual fue negada por el gobierno.

En un triunfo que lanzó a Bogotá a la primera línea de ciudades con políticas para el manejo sustentable de los residuos sólidos, el alcalde promulgó un decreto haciendo que el reciclaje sea obligatorio en la ciudad. El decreto también señaló que, por la primera vez, los recicladores deben de ser pagados por sus servicios – un gran cambio del sistema en cual la venta de materiales reciclados era su única fuente de ingresos.  Además, el decreto estableció rutas definidas donde los recicladores pueden clasificar el material antes de estar llevado al relleno sanitario. Padilla está encabezando las negociaciones para un nuevo contrato para el manejo de residuos sólidos con el departamento de servicios públicos de la ciudad.   El trabajo de Nohra y ARB está abriendo nuevas oportunidades para el resto de Colombia y sirve como un ejemplo para otros países en Latinoamérica, que siguen luchando con el problema de los residuos sólidos.

Información acerca del Premio Ambiental Goldman

El Premio Ambiental Goldman, apoya a individuos que luchan para triunfar en logros ambientales a pesar de tenerlo todo en contra, y al mismo tiempo inspiran a las personas normales a realizar acciones extraordinarias para proteger el mundo.  El Premio Ambiental Goldman fue fundado en 1989 por los líderes cívicos y filántropos, Richard N. Goldman y su esposa Rhoda H. Goldman.

Los galardonados del Premio Ambiental Goldman están seleccionados por un jurado internacional y de nominaciones confidenciales con el apoyo de una red mundial de organizaciones ambientales e individuos. Los galardonados, participan en una gira de 10 días en San Francisco y Washington, D.C., en una ceremonia de presentación del premio, entrevistas con la prensa y reuniones con políticos y líderes diversos de la política pública y del medio ambiente. Para mayor información, visite a la página web del Premio Ambiental Goldman: www.goldmanprize.org.